Archivos

Mi mundo.

Tú mi universo en mi mundo.

Mi mundo no es tan grande como el del universo, es pequeño, acogedor y hasta simpático.

No cualquiera entra a mi mundo te escogí a ti, porque tú me escogiste mucho antes de conocernos.  Según tú, te impacto al verme en esa foto que te mostraron, dijiste “ella es, si, con sus ojos que me matan.”

Entras a mi mundo, porque te escogí por las características del hombre que buscaba de aquella lista que me hice un dia y cuando me acordaba repetía como tenia que ser esa persona que compartiera mis días.  Ya saben la ley de atracción.

También mis ojos se enamoraron de esos ojos que brillaban como dos diamantes, que ni parpadeaban al mirarme el día que nos presentaron.

Eres perfecto para mi pequeño mundo, hay lugar un  espacio reservado para ti y para este nuevo amor.  Serás mi estrella, mi luna, mi sol, mi lluvia, mi aire, mis planetas alineados, mis nubes aterciopeladas y sobre todo el mejor amor que no había entrado a este mundo imperfecto, pero con virtudes.

Anuncios

Almas.

Alma que viniste a la mía

Sin avisar.

Dos almas que ya se habían encontrado

Antes de conocerse.

Almas que lo planearon todo para ese reencuentro.

Almas bondadosas sin tiempo, ni apuros, almas pacientes, testigos, cómplices, de unir dos corazones para un solo sentir.

Almas para siempre.

novios.

                               Ella mi libertad

                              Y yo su libertad.

                         

fuerte.

Hasta que punto se puede esconder a alguien o algo, como los sentimientos, para dar entender de que todo esta bien, de que nadie te vea triste, hasta alegre o que algo te incomoda y no lo puedes gritar a los cuatros vientos.

Seré

Seré lo que me dicta el corazón y no la razón.
Seré tu novio, ese que tanto imaginabas, que no buscabas, pero sabía que llegarias.

Seré tu otra mano que te lleve con orgullo por el mundo.

Seré lo que ningún otro hombre te brindo: seguridad, apoyo, estabilidad, amor.

Seré tus células buenas  que corren por tu cuerpo.

Seré tu otro yo, seré tu infinito, seré tu comodidad, seré tu ser.

Solo se, que seré lo justo y necesario para este nuevo amor. 

Carlota

Son las 8 de la mañana, paso por el parque para hacer ejercicios, ahí esta Carlota, como para decir -“En la misma silla, el mismo lugar y la misma hora.”

Toda persona que llega al parque la saluda, incluyéndome.  Ahí esta ella quejándose, peleando, con una vida que lleva. Quien se sienta a conversar con ella a levantar su ánimo, se va con los ánimos por el piso; todo su malestar lo transmite, absorbiendo la buena energía y vibra de la gente.  Ya llega a un extremo de dar lastima.  Carlota  no se da cuenta que su único remedio es ella misma, si no se mueve y no actúa, no pasara nada en su vida.

He entendido que si no te mueves del mismo lugar no tendrás salidas, ni solución.  Sentarte hablar y hablar, por no decir quejarse, no sacas nada bueno, solo darás lastima, igual nadie puede hacer nada por ti, porque cada uno somos responsable de lo que vivimos y sus consecuencias, nosotros mismo conocemos de nuestro pasado, y esa son las herramientas necesarias y justas, para cambiar lo que no queremos vivir ni seguir viviendo.