Tierra lejana

Qué pasa cuando estás en una tierra ajena por razones personales, una tierra a la que no querías llegar ni a pisar, llegas a cambios, a dejar atrás hasta tus costumbres;  mentalizarte -haré lo que me digan, si, eso lo que me digan.

  Me adaptare, aguantare, sonreire cuando tenga que hacerlo, llorare sola sin que nadie se entere, no me quejaré, no hablaré mal de mi país… Suena como no tener personalidad como guardarse tu manera de ser en un bolsillo de tu ropa o en un pañuelo, nadie te lo dice pero ya bajándote del avión sientes que mandas al diablo hasta tus creencias, o te adaptas o retrocede pero nadie querrá ir pa tras cuando el viaje ha sido 9 horas en avión.  

Lo que puedes decir es aquí estoy mundo cruel o me comes o yo  a ti, quién empieza.

Como no hay mas opción por cualquier razón, que te toco dejar de tu país, te resignas tienes nueve horas de vuelo para empezar aceptar, pensar, meditar, que tu vida cambiará, ver lo bonito lo positivo de los cambios.

Pero qué pasa cuando en esa tierra ajena conoces al amor de tu sueños, jum se pone mas interesante y llevadera la estadía, y más si no creías en el amor a primera vista.  “El amor lo puede todo” que frase más interesante y real.

Cualquier cambio brusco en la vida tiene una razón de ser, hay muchas cosas buenas que se reciben estés donde estés, siempre con optimismo sin importar que guardes tu manera de ser en un bolsillo, poco a poco la irás sacando cuando empieces a sentir confianza y seguridad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s